¿Escritor de brújula o de mapa?

¿Sois escritores de brújula o de mapa? ¿Qué significa? ¿Qué es mejor?

Tenemos ya la idea, sabemos de qué queremos escribir pero… ¿y ahora qué? Bueno pues yo os voy a hablar de dos métodos el del mapa y el de la brújula, a lo mejor algunos de vosotros ya sabéis en qué consisten cada uno de ellos. Luego os voy a decir qué es lo que yo hago.

¿Qué es un escritor de mapa?

Un escritor de mapa es aquel que estructura su relato de principio a fin antes de empezar a escribir, es decir, se hace una especie da mapa que ha de seguir para lograr llegar al final que quiere. Con este método el escritor sabe desde el principio todos los entresijos de su historia de principio a fin y lo único que tiene que ir haciendo es ir uniendo todos esos puntos que ha ido trazando en su mapa para que la historia quede tal y como quiere.

Es un método muy útil para tener controlado todo el relato y que la trama esté lo mejor estructurada posible. El autor sabe antes de ponerse a escribir qué hechos va a relatar, los puntos de giro de la historia, cómo va a acabar la novela e incluso los capítulos de los que va a contar.

¿Qué es un escritor de brújula?

Por el contrario, un escritor de brújula una vez tiene una idea empieza a escribir dejando que sea su inspiración y su imaginación quien le guie a la hora de escribir su novela. Es decir, el autor no tiene ni idea de lo que va a ir sucediendo y se deja llevar por su intuición para ir conformando la historia.

El problema que encuentro yo a esta metodología es que podemos caer en fallos o lagunas argumentales. En ocasiones podemos llegar a pensar que esta forma es mucho mejor y que podemos llegar a ser mucho más creativos, pero nada más lejos de la realidad. He tenido esta discusión muchas veces y lo cierto es que yo no creo en las musas ni en la inspiración, creo en el trabajo. Con esto quiero decir que un escritor de brújula no tiene que ser más creativo que uno de mapa, ambos son igualmente creativos salvo que uno entrena su mente para llevar cierta organización, ni más ni menos.

Pero, y entonces, ¿qué es mejor?

Es la eterna pregunta ¿no es así? Yo creo que lo mejor es con lo que os sintáis más cómodos y os funcione mejor. Aún así os contaré qué es lo que hago yo ya que creo que no puedo considerarme ni una escritora de brújula ni de mapa y ahora os explicaré por qué.

Yo cuando empiezo una novela me hago una especie de cronograma, conozco el principio y el final al que quiero llegar, además de apuntar algunos capítulos con partes clave para la trama y giros de la misma. Luego me pongo a escribir y… bueno no suelo seguir el mapa al pie de la letra, a veces los personajes me piden que cuente cosas distintas y entonces tengo que ir retocando el camino para llegar al final que tenía pensado. Como veis es una especie de mezcla entre otras cosas porque cuando me pongo a escribir me abstraigo tanto que cuando voy a mirar el esquema me doy cuenta de que me he salido del camino y que tengo que dar un rodeo por otro sitio.

Esto es lo que me funciona a mí y lo que debéis hacer es descubrir qué os funciona a vosotros.

Seguir leyendo

20 Tramas maestras de Ronald Tobias(II)

¿Quieres descubrir las 12 tramas maestras que se quedaron en el tintero? Pues no tienes más que continuar leyendo


Os recuerdo que para aquellos que quieran más información sobre las tramas maestras de Ronald Tobias podéis echarle un vistazo a su libro  20 tramas maestras y cómo construirlas . A continuación os seguiré hablando de las tramas que se quedaron en el tintero en el artículo anterior:

  1. Desvalido. En esta trama al final el más débil es quien acaba ganando la competición debido a la superioridad moral. Suele haber una lucha final en que hay igualdad de condiciones.
  2. Tentación. Existe la ruptura de un código moral que debe ser observada por el protagonista. Es decir, el protagonista, que en general es una persona buena es tentado para hacer el mal. Es bastante normal que esta trama vaya mezclada con una trama de venganza.
  3. Metamorfosis. En estas tramas suele haber un personaje que cambia de apariencia y eso se refleja en su vida interior. Las partes en las que se puede dividir son: maldición, en la que el personaje es transformado normalmente en algún tipo de criatura horrorosa, una aproximación entre las partes y una crisis final que puede ser que la maldición se rompa ya sea por el amor o por la muerte.
  4. Transformación. El personaje principal hace un examen interior para conocerse a sí mismo. Es decir, el cambio que el personaje va sufrir es psicológico y normalmente para mejorar.
  5. Maduración. Es una trama parecida a la transformación pero en este caso suele estar aplicada a niños. En general suele dividirse en las siguientes partes: en el inicio de la narración se suele presentar una estabilidad, después, en algún momento hay una ruptura de esta estabilidad,  esto provoca un rechazo a esta nueva situación y por último el personaje desarrolla un nuevo sistema de creencias que le hace evolucionar.
  6. Amor. Dos personajes se encuentran y se enamoran, pero existen ciertos obstáculos que dificultan su relación y que la pondrán a prueba.
  7. Amor prohibido. En ese caso el conflicto amoroso está relacionado con la ruptura de una regla social, cultural o moral.
  8. Sacrificio. El personaje principal se “inmola” en pro de una persona o causa mayor. Esta suele dividirse en: presentar los principios del protagonista, luego aparece el dilema moral que dará lugar a que finalmente el protagonista realice un sacrificio.
  9. Descubrimiento. En estas tramas el protagonista lo que busca es entender el sentido de la vida y esto lo hace a través de una purificación interior. Los puntos claves por los que suele pasar el protagonista son: primero se nos presenta cómo es el personaje al inicio de la historia, después se encontrará en un momento de incertidumbre, finalizando todo con una enseñanza.
  10. Precio del exceso. En esta trama el autor trata de llegar a los extremos de una inquietud y analiza lo que empuja hacia esos excesos. Dicho de otra forma en estas historias solemos encontrarnos con un personaje principal de malos hábitos, avaro, celoso, ambicioso o envidioso, y todo esto hará que durante la historia vea cómo, a causa de todo eso su vida se vaya desmoronando poco a poco hasta le toque pagar el precio del exceso
  11. Ascenso. Historia en la que el protagonista está en una mala situación pero que gracias a los acontecimientos que van ocurriendo durante la historia logra un ascenso social.
  12. Descenso. Es lo opuesto a lo anterior. El protagonista se encuentra en una excelente posición social y poco a poco acaba despojado de los lujos. Generalmente esta trama suele mezclarse al final en una de ascenso.

Espero que os haya gustado esta entrada. Ahora que conocéis las 20 tramas maestras, ¿podríais poner un ejemplo de cada una de ellas?

Seguir leyendo

Cuentacuentos

¿Qué es lo primero que necesitamos para convertirnos en escritores?

Idea
Tengo muchos recuerdos de mis años universitarios pero uno que tengo grabado a fuego en mi memoria es de uno de mis profesores asegurándonos que el ser humano es un cuentacuentos. Desde la prehistoria, tal vez desde que el hombre es hombre, ha tenido la necesidad de contar cosas. Desde las pinturas rupestres de Altamira a los jeroglíficos egipcios, todo ello son pruebas de que el hombre siempre ha querido relatar historias.

Y precisamente si estás aquí, leyendo esto, es porque tú también sientes esa necesidad de contar, de narrar, de crear nuevos mundos. Porque lo principal para un escritor es querer contar historias. Y eso es en lo que debemos centrarnos antes de ponernos delante de un folio en blanco a escribir.

¿Cuál es el primer paso para empezar a escribir? Para mí es esencial saber qué tipo de historia queremos contar. ¿Un romance? ¿Un thriller? ¿Una novela de fantasía? Tal vez os preguntaréis por qué, muy sencillo, esta elección va a condicionar el resto del relato. Si bien es cierto que se pueden mezclar géneros, y yo os invito a que lo hagáis porque eso hará que vuestra novela sea mucho más interesante, hay que tener claro qué tipo de historia queremos contar.

¿Por qué? Imaginemos que tenemos dos personajes, Alicia y Mario. ¿Cómo será su historia principalmente si va a ser un romance? Bueno pues digamos que deben conocerse, gustarse, que haya algunos baches en el camino para que no sea todo tan fácil. Y luego le daremos un final, podemos hacer que acaben juntos, que uno de ellos muera, que no acaben juntos… Pero nuestra trama se centrará en su historia, en sus sentimientos.

Ahora Alicia y Mario van a protagonizar un Thriller. Alicia y Mario son dos policías encargados de investigar un asesinato. Encontrarán un cadáver que les dará unas pistas, tal vez haya más de un asesinato, incluso tal vez se enamoren, es también posible que sus vidas corran peligro. Y finalmente resolverán o no el caso. Aquí, como veis, y a pesar de haber introducido una trama amorosa, en lo que debemos centrarnos más es en la resolución del caso.

Es por esto que debemos tener muy claro qué tipo de historia queremos contar porque dependiendo de esto tendremos que centrarnos en una u otra cosa. Luego está el que se mezclen otros géneros, lo cual a mí me encanta, pero siempre debemos tener en mente cuál va a ser el principal incluso si luego de terminar nos damos cuenta de que hemos mezclado tanto los géneros que no sabemos cómo catalogarlo.

Pero hay otra razón para hacer esto y es que no vamos a usar los mismos recursos si escribimos una historia de amor que si escribimos una historia policíaca. A lo que hay que sumarle que también debemos tener en cuenta a qué público queremos dirigirnos, porque eso también condicionará nuestra narración.

Por eso, mi primer consejo es leer. Sé que hay muchos escritores que se jactan de no leer, cosa que a mí me parece un terrible error. Un buen escritor es aquel que lee y lee mucho y de todo. ¿Qué pensaríais de un diseñador/a de moda que no está interesada en la moda? ¿O de un informático/a al que no le gustan las tecnologías? Es un poco raro verdad.

Si quieres ser un buen escritor lee, de hecho si quieres escribir novela romántica, lee mucha novela romántica, si quieres escribir terror, lee novela de terror. ¿Por qué? Muy sencillo, de esta forma iréis aprendiendo las estructuras que conforman sus narraciones, partes que se repiten, patrones y no solo estructurales sino también narrativos. Con esto no quiero decir que aquellos que dicen no leer sean malos escritores, pero os puedo asegurar que jamás llegarán a ser buenos escritores.

Tal vez alguno os estáis preguntando ahora, ¿y no sería mejor apuntarme a un curso de escritura? Yo no fui a cursos de escritura. Si bien es cierto en mi carrera tuve varias asignaturas en las que nos enseñaban a estructurar historias y que me ayudaron mucho a la hora de retomar la escritura. Estudié Comunicación Audiovisual y aunque estas asignaturas iban dirigidas a guión audiovisual os puedo asegurar que los conocimientos son transferibles dado que en ambos casos se busca contar una historia, lo único que cambia es la forma.

Por eso para aquellos que tengan ya la idea, que sepan el tipo de historia que quieren contar, que hayan leído mucho de ese género, les recomiendo un libro de uno de los, tal vez, mejores profesores que he tenido. El manual en cuestión es Estrategias de guion cinematográfico: El proceso de creación de una historia de Antonio Sánchez Escalonilla y os aseguro que os será de gran utilidad a la hora de estructurar vuestra novela.

En el siguiente artículo os hablaré sobre buscar sitios para inspiraros.

Miles de besos!!

Seguir leyendo

Presentación

¿Estás buscando consejos para mejorar tus novelas y relatos? Pues estás en el lugar indicado


Bueno pues después de mucho pensarlo he decidido iniciar un nuevo apartado en el blog. En realidad estos “consejos” me gustaría haberlos dado desde mi canal de Youtube, pero lo cierto es que últimamente me cuesta mucho encontrar tiempo para grabar y en ocasiones cuando tengo tiempo lo que no tengo son ganas.

De ahí que finalmente me haya decidido a empezar este proyecto por aquí. Me gustaría poder subir un artículo cada semana, pero no me comprometo a nada que luego siempre pasa algo y no puedo cumplirlo. También me gustaría que esto fuera algo participativo y que me mandéis preguntas, temas de los que os gustaría que hablase e incluso que tengamos debates, me gustaría que esto fuese algo vivo.

He de decir que todo de lo que hable aquí será en cuanto a mi experiencia escribiendo, y a las fuentes de las que bebí en el pasado, y de las que aún bebo, y que eso no significa que lo que yo diga sea la verdad absoluta. En muchos casos simplemente os contaré cosas que me funcionan a mí para escribir o cosas que creo que son fundamentales para ello, y con las que por supuesto no tenéis que estar siempre de acuerdo. De hecho, espero que no estéis de acuerdo y deis vuestro punto de vista y lo que os funciona a vosotros.

No quiero extenderme mucho más en la primera entrada, puesto que es solo para presentar esta nueva sección, solo espero que os guste y que os sirva de ayuda tanto a aquellos que sois veteranos escribiendo como a los que comenzáis.

 

Miles de besos!!

Seguir leyendo

¿Existen las musas?

¿Inspiración o trabajo duro?

Para mí existe el trabajo duro, no la inspiración. Aunque por supuesto hay muchas cosas que me inspiran no espero momentos de inspiración para escribir. Cuando empecé era porque no podía darme ese capricho. Si encontraba una horilla para escribir tenía que aprovecharla fuera como fuese y cuando fuese. Ahora porque mi día a día está totalmente planificado y tengo unas horas por la mañana y algunas de la tarde reservadas para escribir.

Seguramente haya alguno escritores que estén leyendo esto y se estén llevando las manos a la cabeza porque ellos trabajan por “inspiración”. Yo os aseguro que seríais mucho más productivos si os organizaseis el día y reserváis un equis tiempo cada día para escribir. Al principio cuesta, sí, y a lo mejor os tiráis toda una hora tirándoos de los pelos pero poco a poco os iréis acostumbrando y os resultará más fácil. Además, no debéis olvidar que lo primero que se hace de una novela es un boceto que al terminarlo se debe pulir hasta dejarlo perfecto. No tratéis de buscar la perfección en una primera escritura, es mejor que escribáis todo lo que se os pasa por la cabeza y ya cuando lo releáis lo iréis cambiando y mejorando.

Me gustaría aclarar que sí, efectivamente, hay ocasiones en las que nos es más complicado escribir, pero os aseguro que no tiene nada que ver con la “inspiración”. El estado físico y psicológico de cada uno de nosotros influye mucho pero insisto, no tiene que ver con la inspiración. Lógicamente si no estamos bien de salud suele ser más complicado el estar concentrado en cualquier actividad e igualmente si emocionalmente no estamos bien es posible que lo que menos nos apetezca es ponernos a escribir o hacer cualquier otra cosa.

Estoy segura de que habrá muchos autores que no estarán de acuerdo conmigo, pero de verdad os animo a hacer la prueba. Ya veréis como en unos días no os cuesta tanto el sentaros y poneros a escribir casi instantánteamente.

¿Vosotros de qué sois de inspiración o constancia y planificación?

Seguir leyendo

¿Vacaciones?

01092011(004)

A punto de acabar los exámenes ya estoy mentalizándome para empezar de nuevo a escribir, ya que desde marzo no he vuelto a ponerme frente al ordenador para escribir :S Mi intención, si nada lo impide, es terminar el tercer libro de la saga Einar y el Reino de Arian y espero lograrlo porque si no cuando llegue septiembre de nuevo no sé cuando volveré a tener tiempo para ponerme a escribir…
Os voy adelantando también que dentro de poco se podrá comprar en La Casa del Libro el e-book de “Einar y el Reino de Arian” hasta ahora solo se podían comprar “Esto no es un cuento de hadas” y “Oruc y la marca del elegido” así que estoy muy contenta. Cuando tenga la dirección la pondré aquí 🙂

¡Espero que paséis una buena semana!

Seguir leyendo

Desvelando Secretillos

Me han preguntado muchas veces cual es mi sistema para escribir, si me hago notas, si desde el principio tengo toda la historia en mi cabeza, si sigo un orden o voy escribiendo los capítulos de forma independiente… Bueno pues aquí os muestro el esquema y los apuntes sobre “Esto no es un cuento de hadas” que realicé antes de empezar a escribir.
25052013304

Como podéis ver, la historia está completa desde el principio y voy a puntando los puntos más importantes de la historia, aquellos que no pueden faltar. Después me hago una descripción de personajes, entre otras cosas porque como tardo tanto desde que empiezo hasta que acabo una historia es mi forma de no perder la forma de ser de los personajes a lo largo de la misma. Escribo de forma ordenada, no soy de esos escritores que van de un capítulo a otro, para eso soy un poco maniatica del orden entre otras cosas porque es una forma de que pueda ir cuadrándolo todo sin demasiado esfuerzo. Supongo que también es por la forma en la que funciona mi mente, soy incapaz de imaginar como actuaría un personaje cuatro, cinco o seis capítulos más allá si aún no sé que le ocurrirá en el siguiente y cómo le ha afectado eso. No sé si tiene sentido para vosotros, pero para mí sí jajajaja

He de decir que cada vez mis esquemas son más grandes, aunque claro la saga de Einar tiene más personajes y dos protagonistas en vez de uno 😛

¡¡Espero que paséis una buena semana!!

Seguir leyendo